Hogar CRECER: Charla con nuestra Coordinadora
Cargando imágenes
.
Mi foto
Cutral Có, Neuquén, Argentina

18.2.12

Charla con nuestra Coordinadora

Cuando se iniciara este blog, en agosto de 2008, decíamos que soplaban vientos de cambio en el Hogar Crecer. Y, justamente, a eso se debió la iniciativa de plasmar en este espacio lo que se hace en el centro de día, con la doble intención de darnos a conocer y llevar algo así como un “libro histórico” de lo que aquí sucede.

La Coordinadora que ha llevado adelante esa transformación es Yoana Cabrera, y para conocerla un poco más, nada mejor que sus propias palabras.





En este punto debemos hacer una aclaración: la entrevista que sigue fue hecha el año pasado, al tiempo que nos enterábamos que Yoana cumplía su ciclo y este año no estaría en el Hogar. Pero en ese momento nos resistimos a la publicación de la noticia. Fue algo así como mantener “impecable” el blog con tantas lindas actividades. Un mecanismo de defensa aún sabiendo que la negación no modificaría la realidad?

Seguramente esta oportunidad es la mejor y una manera de agradecerle lo mucho y bueno que hizo junto a todo el personal que día a día pone lo mejor de sí.


¿Dónde naciste y qué edad tenés?

Naci en la ciudad de Cutral Có y tengo 27 años.

¿Estudiaste en Cutral Có? ¿Qué te llevó a seguir esa carrera?

Mis estudios primarios en C. Có y secundarios en Plaza Huincul.
Dada la situación personal de aquel momento, en el que ya era madre debía elegir una carrera que no me demandara irme de la ciudad; si bien siempre quise estudiar Psicología, en ese momento era imposible y buscando carreras afines encontré esta tecnicatura en acompañamiento terapéutico que se adecuaba a mis necesidades y la realicé en la ciudad de Neuquén.

¿Cuánto hace que estás como Coordinadora de la institución? ¿Habías tenido otra experiencia similar?

Me encuentro como coordinadora desde Marzo/2008, ya casi 4 años.
En realidad no estuve como coordinadora de otra institución; anteriormente mis experiencias tenían más que ver con la conducción de grupos terapéuticos, acompañamientos en casos de familias judicializadas en el marco de las leyes 2302 y 2212, trabajo en programas de adolescencia, y conducción de grupos de jóvenes con diferentes problemáticas, tales como deserción escolar, adicciones, etc.
Pero nada tan amplio como una institución y todo lo que conlleva.

¿De quién depende el Hogar Crecer?

El Hogar depende de la Municipalidad de Cutral Có y se recibe colaboración de la Municipalidad de Plaza Huincul, ya que asisten jóvenes de ambas localidades, además de los aportes de la Comisión Cooperadora.

¿Cuáles son las problemáticas de los jóvenes que asisten?

Las patologías que se encuentran son: Síndrome de Down, Parálisis Cerebral, Autismo, Retraso mental moderado, en su mayoría con patologías asociadas y algunos jóvenes aún no tienen un diagnóstico único a pesar de su edad (entre 20 y 30 años).

¿El personal se capacita?

En cuanto al personal, éste no recibe capacitaciones, solo se ha podido lograr la asistencia a jornadas que se han organizado desde el hospital zonal. Por tal motivo solo la experiencia de los años que llevan en la institución sumados a la transmisión de saberes que han dejado los diferentes profesionales hacen que lleven adelante el trabajo diario, siempre con apoyo de los maestros y demás profesionales capacitados.

Se puede observar que el Centro ha experimentado un notable cambio positivo, ¿has podido llevar a cabo todas tus expectativas?

Sí, creo que he podido satisfacer algunas, aunque hubiese querido no tener ciertas limitaciones y conseguir aún más, que tienen que ver con el llegar a más jóvenes que hoy necesitan de este espacio, con mayor personal en mejores condiciones de trabajo y con más capacitación, otros profesionales, en fin, pero se ha logrado mucho gracias al trabajo mancomunado y las voluntades.

¿Considerás que te quedan más temas pendientes?

Si, siempre quedan porque una institución tiene que estar, en mi opinión, en permanente crecimiento, evolución y ofreciendo diversas actividades en virtud de las necesidades y gustos de nuestros jóvenes, como también incorporar nuevas herramientas que posibiliten estas actividades y ofrecer una mejor calidad en el servicio.
Algo que quedó pendiente fue un transporte nuevo, equipado y adaptado a los jóvenes del Hogar, por ejemplo.

El primer año te proponías, entre otras cosas, “sacar el Hogar a la calle”, socializar su trabajo para que la comunidad lo conociera mejor y hubiera una mayor interacción en beneficio de los chicos, ¿han habido cambios en ese sentido?

Si, en realidad debiera ser algo totalmente común, por así decirlo, el que la comunidad conociera y se sensibilizara, que se concientizara sobre las instituciones que realizan un trabajo tan importante; además de integrar e incluir a las personas con discapacidad permitirse conocer a una persona con esta condición y saber que tiene necesidades, gustos, sueños y deseos como todos. Creo que el cambio fue en que ahora conocen la institución, pero aún hay un largo camino a recorrer para la integración e inclusión social que deben llevar a cabo las familias, las instituciones, el Estado y la comunidad toda.

En cuanto a la relación interinstitucional, ¿son convocados para participar en distintos eventos junto a escuelas comunes y otras instituciones?

Somos convocados a otras instituciones que trabajan en discapacidad, y a las que son del municipio, como las U.A.F, que nos invitan a sus aniversarios. Este trabajo debe estar ya que es buena la interacción tanto para ellos como para nosotros, poder realizar intercambios ya sea desde los profesionales, directivos y entre los que asisten a las instituciones con diferentes actividades como reuniones de trabajo, fiestas, etc., hay que estar abiertos.
El resto, aún no nos integra... aún no empiezan a prepararse.

¿Te has sentido acompañada por los padres? ¿Cuál es su grado de involucramiento?

Si, sentí compañía, en momentos más y en otros menos, pero creo que es lo esperado en instituciones con estas características, poniéndose en el lugar de las familias y en lo difícil que es el día a día con sus hijos y la necesidad de tener un tiempo libre para ellos también; creo que es necesario que se involucren siempre desde el acompañamiento y la construcción, ya que, sin la familia es muy difícil obtener logros.

Decías en el acto por el 19º aniversario del Hogar que esta tarea ha influido en tu personalidad, ¿podrías recordarnos de qué manera?

Si, en verdad he podido mejorar mi comprensión, paciencia, tolerancia; he podido desarrollar otros valores, comprender y entender con miradas, gestos y divertirme mucho con cada uno de los chicos, compartir sus historias, ponerme en el lugar del otro, escuchar. En el diario vivir y con los apuros cotidianos es muy difícil detenerse y mirar al otro, yo tuve que hacerlo para poder ayudar y dirigir una institución, pero en verdad fui yo la que aprendí y me ayudé con ellos, además de fortalecerme. Hay que compartir un tiempo y ahí es donde nos damos cuenta de lo importante que es cada uno.





Yoana
¡Gra c ias!



4 comentarios:

aldesa dijo...

Me encantó la charla y me parece muy bueno que podamos conocer a la gente que tanto aporta en el hogar.

Natilla dijo...

Qué lindo, qué experiencia!! los felicito nuevamente. Felicitaciones también por el concurso. Seguimos en contacto. Un abrazo

Hogar CRECER dijo...

Aldesa:

Es muy lindo encontrar quien se interese por conocer nuestra gente.
Gracias por tu comentario.

Abrazos!

Hogar CRECER dijo...

Hola Natilla!

Es nuestra intención mantener contacto con quienes conocimos en el concurso, pero el inicio de actividades nos ha centrado en eso.

Nos había encantado tu sitio y seguro que sí, retomaremos la comunicación.

Gracias por acercarte, nos alegró mucho. Abrazos!